Sigue a

portada el caballero fantasma

Después del caos que suponen las navidades ya toca volver a la normalidad. Y menos mal, porque ya se me están amontonando las lecturas y no me da tiempo a comentároslas todas. Vuelvo a la carga con El caballero fantasma de Cornelia Funke, un encantador libro infantil que he leído estos días entre polvorones y turrones. Una de esas historias llenas de magia que apetece leer de vez en cuando, sin prisas y fácil de engancharse.

Jon Whitcroft tiene once años y lo acaban de enviar a un internado en Salisbury. Es el mismo colegio donde estudió su padre, ya fallecido. La nueva pareja de su madre, al que llama el barbudo, no le gusta nada y su nuevo colegio tampoco es de su agrado. Llueve demasiado, los edificios son viejos, y aunque no quiera reconocerlo, echa de menos a su madre.

Sin embargo, al poco tiempo de estar en Salisbury comprenderá que la tristeza es el menor de sus problemas, ya que una noche aparecen tres fantasmas bajo su ventana. Y no sólo eso, además lo han amenazado de muerte ya que lleva el mismo apellido que el hombre que los mató. Acompañado por su nueva amiga Ella le pedirá ayuda a la única persona que puede ayudarlo en una circunstancia así: William Longspee. Lo único malo es que William lleva unos cuantos siglos muerto…

Sin embargo, Longspee acudirá a su llamada y junto a la abuela de Ella y algún que otro personaje inesperado conseguirán no sólo derrotar a los espíritus malvados, sino ayudar a que el caballero fantasma descanse en paz junto a su amada. Aventuras, amistad y un montón de fantasmas en un internado británico. Creo que no se puede pedir mucho más por tan poco…

Es el primer libro que leo de Cornelia Funke y lo cierto es que me ha gustado mucho. Bien escrito, infantil pero sin ñoñerías, con una historia que engancha y una buena resolución. Sinceramente, pocas pegas se le pueden sacar y si no se os caen los anillos por leer literatura infantil es muy pero que muy disfrutable.

Cornelia Funke nació en 1958 en Dorsten, Alemania. Muy conocida como autora de literatura infantil y juvenil, su creación más famosa es la trilogía de Mundo de tinta, que incluso se ha llevado al cine. También es la creadora de la serie de libros Hugo el Fantasma y Las gallinas locas, esta última sobre una pandilla de niñas. También tiene en su haber un buen número de títulos independientes como El señor de los ladrones o este título del que hablamos.

Por si fuera poco, ‘El caballero fantasma’ está ilustrado por Friedrich Hechelmann, y sus dibujos, además de ser una preciosidad, acompañan al texto a la perfección. En resumen, un gran libro para los niños (y no tan niños) que disfrutan con las historias llenas de aventuras y fantasmas. Una historia encantadora que nos hará disfrutar de unos buenos momentos ¡con fantasmas incluidos!

Tenía once años cuando mi madre me mandó a un internado en Salisbury. Sí, admito que tenía lágrimas en los ojos cuando me llevó a la estación. Pero aun así me puso en el tren.

– A tu padre le habría gustado tanto que vayas a su antiguo colegio… –dijo, mientras se forzaba a sonreír, y el barbudo me dio una palmada en el hombro tan estimulante que estuve a punto de tirarlo a las vías.

El barbudo… mis hermanas habían trepado enseguida a sus rodillas cuando mi madre se lo trajo a casa por vez primera, pero yo le declaré la guerra en cuanto pasó el brazo sobre los hombros de mamá. Mi padre había muerto cuando yo tenía cuatro años, y naturalmente que le echaba de menos, aunque apenas me acordara de él. Pero eso no significaba que quisiera uno nuevo, y menos todavía un dentista sin afeitar. Yo había sido el hombre de la casa, el héroe de mis hermanas, el ojito derecho de mi madre.


Siruela
Biblioteca Funke
Traducción: Carlos Fortea
ISBN: 978-84-9841-646-6
230 páginas
19,95 euros

Más información | Ficha en Siruela
En Papel en Blanco | ‘El adiós de la novia’, una encantadora historia de Meg Rosoff

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

5 comentarios