Sigue a Papelenblanco

Semiologia_teatro

Generalmente texto escrito y representación escénica se sitúan en oposición, pero como venimos diciendo estos días, un estudio completo de la obra teatral, una percepción total, no puede excluir el componente espectacular. La Semiología dramática es entendida como el estudio de

todo el proceso de comunicación, desde la creación del texto escrito hasta su recepción y todos los modos de interacción lingüística, literaria y espectacular que suscita (Mª del Carmen Bobes, ‘Semiología de la obra dramática’, 1987)

Como tal, la Semiología no puede excluir ninguno de estos elementos. En este sentido diferenciamos literatura dramática y teatro, y dentro del texto dramático nos encontramos con un texto literario y un texto espectacular.

Es decir, que el teatro es un fenómeno literario y un fenómeno espectacular, y como tal el texto dramático inicia un proceso de comunciación que no culmina en la lectura sino que se prolonga hasta la representación, hasta que miramos la obra. Una representación que no es algo añadido al texto y ajeno a él, ya que está virtualmente incluido como algo constitutivo del mismo texto.

Es más, la puesta en escena está en el texto dramático escrito como rasgo distintivo de la teatralidad de la obra:

Puede caracterizarse (...) el texto dramático (en su doble aspecto de texto literario y texto espectacular y en su respectiva forma de recepción, como lectura y como representación) por la disposición para ser representado (‘Semiología de la obra dramática’)

En futuros artículos nos acercaremos a la complejidad del teatro como proceso de comunicación que abarca estos planos complementarios.

En Papel en Blanco | Texto y espectáculo en el teatro: Alonso López Pinciano, Texto y espectáculo en el teatro: Roland Barthes

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario