Compartir
Publicidad

Día del Libro 2008: el mensaje de la UNESCO

Día del Libro 2008: el mensaje de la UNESCO
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El Director General de la UNESCO, Koichiro Matsuura, nos deja un mensaje oficial para este 23 de abril, Día Mundial del Libro y del Derecho de Autor. No encontramos demasiadas novedades respecto a otros años, aunque en esta ocasión me parece interesante que se haya querido destacar la dimensión lingüística de la edición, aprovechando que 2008 ha sido proclamado por la Asamblea General de las Naciones Unidas el Año Internacional de los Idiomas.

Así, se hace un llamamiento al derecho de toda lengua, por minoritaria que sea, a ser impresa, editada y traducida, para que no quede relegada al desconocimiento. Se reclama el plurilingüismo como signo de libertad, de cultura, de riqueza.

Éstas son las palabras de Koichiro Matsuura que homenajean al libro, a sus autores, a los lectores, a las palabras con que se dibujan, estén en la lengua que estén:

Desde 1996, cada 23 de abril, el Día Mundial del Libro y del Derecho de Autor reúne a millones de personas, en más de un centenar de países tanto del Sur como del Norte, en una solemne celebración de las múltiples funciones del libro en la vida de las sociedades humanas y les invita asimismo a reflexionar sobre el papel que desempeña al respecto el derecho de autor.

En 2008, este acontecimiento brinda una nueva oportunidad a los responsables políticos, los agentes económicos y los protagonistas de la sociedad civil para que rindan tributo, cada uno en su ámbito, a ese instrumento singular de la cultura, la educación, la participación, la comunicación y el esparcimiento: el libro. Por su contribución a la creación y preservación de la urdimbre educativa, cultural y económica de nuestras sociedades, el libro desempeña en ellas funciones múltiples y fundamentales. Obra del ingenio humano protegida por el derecho de autor, que alimenta el patrimonio inmaterial de la humanidad, el libro es al mismo tiempo una mercancía, y esa dualidad se ha puesto de relieve y analizado en diversas ocasiones. De ahí que el libro sea el eje de toda una cadena de actividades y profesiones generadoras de ingresos y un componente importante del desarrollo económico. El hecho de que la Asamblea General de las Naciones Unidas haya proclamado al 2008 Año Internacional de los Idiomas nos invita a examinar otra dimensión del libro, complementaria de las anteriores: el aspecto lingüístico de la edición. En efecto, el libro es un medio de expresión que vive en la lengua y gracias a ella. Cada libro se escribe, produce, intercambia, utiliza y estima dentro de un marco lingüístico determinado. Al escoger su lengua de escritura, el autor selecciona también a sus lectores, que han de ser capaces de comprenderlo. La traducción permite tender puentes lingüísticos que aportarán libros y lectores nuevos. Cuando un idioma carece de acceso al mundo editorial, se encuentra excluido (al mismo tiempo que sus hablantes) de gran parte de la vida intelectual y la actividad económica de la sociedad. Esto explica la importancia que tiene el desarrollo del plurilingüismo por conducto de la traducción. En el momento en que la proclamación del Año Internacional de los Idiomas trae a primer plano de la actualidad internacional la cuestión de las lenguas y el plurilingüismo, es más necesario que nunca reflexionar acerca del porvenir del libro en tanto que vehículo de expresión y de reconocimiento lingüístico. En ese contexto, es urgente que se dote a las lenguas de un acceso más amplio a la edición, con el fin de fomentar el intercambio de libros y de contenidos editoriales y, por consiguiente, la “libre circulación de las ideas por medio de la palabra y de la imagen” que proclama la Constitución de la UNESCO. En este décimo tercer Día Mundial del Libro y del Derecho de Autor, invito solemnemente a todos los Estados Miembros, a los asociados y amigos de la UNESCO a que nos acompañen en la reflexión y la acción, a fin de que la función del libro y la lectura obtengan pleno reconocimiento, para beneficio de un mundo capaz de reivindicar, en la teoría como en la práctica, un plurilingüismo auténtico. Koichiro Matsuura

Más información | Discurso Unesco 2008 Sitio Oficial | UNESCO En Papel en Blanco | Día del libro

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio