Compartir
Publicidad

Los cinco mejores libros que ha leído Sarah en el 2011

Los cinco mejores libros que ha leído Sarah en el 2011
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Nos acercamos peligrosamente a fin de año y es el momento oportuno para rememorar lo mejor (de lo peor mejor nos olvidamos) del año. Experiencias, viajes, fiestas, es la hora de hacer balance y quedarse con lo bueno. Es el momento, también, de hacer borrón y cuenta nueva, de elegir nuestros proyectos para el próximo año, decidir qué queremos conseguir en los próximos doce meses y saber que los proyectos varían tanto como las personas, desde sacarse el carnet de conducir a aprender a hacer goulash.

Es el momento favorito del año para hacer listas: los mejores libros, los más vendidos, etc. Así que yo también quiero participar, también voy a proponer mi propia lista de libros favoritos. Una lista totalmente personal, por supuesto, guiándome únicamente por mi propio gusto. Cinco libros. Tan sólo cinco libros de todos los que he leído este año, sin seguir un orden concreto de preferencia. Cinco libros que quizás no sean los mejores, pero, sin ninguna duda, son mis favoritos de este año que se va.

‘Namiko’ de Tokutomi Roka. Ya os lo dije en su momento pero este libro me emocionó lo indecible. La tragedia de Namiko y Takeo me acompañó durante unas vacaciones y, está feo que lo cuente, pero acabé llorando en el tren de vuelta a casa y no precisamente porque se terminaba el viaje. Este ha sido un año de descubrimiento de autores japoneses y os puedo asegurar que Namiko y la editorial Satori han tenido mucho que ver en ello.

‘El aviso’ de Paul Pen. Para mí, el debut del año. Su primera novela y ya se ha colocado en lo más alto. Con una particular mezcla entre terror psicológico y thriller, Paul Pen nos lleva hasta una de las historias más angustiosas que he leído últimamente. Cuidado si sufrís de tensión alta porque os aseguro que en algunos momentos ya la tenía por las nubes.

‘Laura’ de Vera Caspary. Otra novela genial que me conquistó el corazón. Soy una chica fácil y si me sitúas en Nueva York en 1942 con un policía rudo investigando la misteriosa muerte de una chica guapa, ya tenemos todas las papeletas para que me guste. Con el halo del glamour de esos años la historia da un giro sorprendente que no hace sino afianzarte aún más en lo mucho que te gusta. Imprescindible. Y magnífica película también, por cierto.

‘Los perros y los lobos’ de Irène Némirovsky. Otra lectura recomendada cien por cien. La prosa de Némirovsky es maravillosa, única. Sus personajes se debaten siempre entre la pasión y la razón. Sus tramas son vibrantes, sus personajes inolvidables. En esta ocasión el hermoso París de los años veinte será el escenario del particular triángulo amoroso entre tres primos, judíos ucranianos inmigrantes. Maravilloso, como todos los libros de esta autora.

‘Una oración por los que mueren’ de Stewart O’Nan. No podía faltar en esta particular lista este libro, que lo leí de un tirón y aún me dura la tristeza. El terror toma la forma aquí de una enfermedad que va diezmando a la población de un pequeño pueblo estadounidense tras la guerra de secesión. Una historia increíblemente triste para un libro de terror diferente.

Pues hasta aquí hemos llegado. Me ha costado mucho elegir sólo cinco libros de este año. Por el camino se han quedado nombres como Wilkie Collins o Nancy Mitford, pero las elecciones son duras. En breve comenzaremos un nuevo año y ya tengo algunas lecturas planeadas. Algunos libros me encandilarán, otros pasarán desapercibido, pero el disfrute de la lectura siempre queda. ¡Feliz año nuevo!

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio