Compartir
Publicidad

El ADN de los manuscritos medievales

El ADN de los manuscritos medievales
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

En estos momentos investigadores de la North Carolina State University y del Southside Virginia Community College (EE.UU.) se concentran en investigar la fecha de creación de algunos manuscritos medievales a través del estudio genético de la piel animal de los pergaminos. La iniciativa parte del hecho de que, si bien durante la Edad Media se escribieron interesantes libros de los que se conservan miles de ejemplares, de la mayoría de ellos se desconoce la fecha y el lugar de creación.

Dada la escasa fiabilidad de los procedimientos tradicionales empleados en estos casos, basados en el dialecto y la escritura manual, ahora se recurre a la investigación del ADN de la piel animal con la que se fabricaron los pergaminos (por lo general piel de oveja). Tras el análisis genético se creará una base de datos espacial y temporal que se cotejará con los datos existentes, de forma que pueda extraerse una información más pecisa.

Según Michael Stinson, uno de los investigadores del proyecto, en ciertos tipos de manuscritos es frecuente que figure la fecha de creación, como en los libros de crónicas, calendarios o documentos legales, pero no en los textos de carácter literario.

La parte más compleja del estudio se realiza en el laboratorio de Paleo-ADN de la Universidad Lakehead de Ontario (Canadá), especializado en el material genético ancestral. El método promovido por Stinson se presentará el próximo 23 de enero en la Bibliographical Society of America, en Nueva York.

De cara al futuro, el reto consistirá en analizar el ADN nuclear, del que se podría obtener mayor información pero cuya extracción resulta mucho más difícil. Entre las propuestas del equipo también está la de refinar el proceso de extracción de muestras para dañar los manuscritos lo menos posible (en estos momentos se utilizan muestras de 0,5 por 0,5 cm) y extender el método a todas las bibliotecas del mundo.

Junto al esclarecimiento del lugar y fecha de creación de los manuscritos, el estudio busca establecer la ruta comercial de pergaminos durante el Medievo, lo que supondría un paso más en nuestro conocimiento de la historia del libro.

Vía | Revista Ñ

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio