Compartir
Publicidad

Se exhibe en París un manuscrito de Saint-Exupéry

Se exhibe en París un manuscrito de Saint-Exupéry
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

Desde ayer se expone en la galería Sotheby's de París un manuscrito de Antoine de Saint-Exupéry valorado en 300.000 euros, junto con otros recuerdos del escritor que serán subastados el próximo 17 de junio.

En el tan valorado manuscrito, Saint-Exupéry relata el accidente de avión por el que pasó cuatro días desaparecido en el desierto de Libia en 1935. Fue precisamente este hecho el que le inspiró su obra más conocida, El Principito, y que también sería el capítulo central de 'Tierra de hombres'.

Hasta fecha de hoy, el texto nunca ha sido publicado de íntegramente, ya que fue abreviado tanto para la novela como para los artículos de prensa. Por ejemplo, destaca el primer capítulo sobre los preparativos del viaje, diversos pasajes que después fueron suprimidos y numerosas tachaduras y notas. Para Frédérique Parent, experta en la obra, son detalles que chiflan a los coleccionistas.

Se espera que entre los posibles compradores haya

coleccionistas, amantes de la aeronáutica y la aviación, así como de la literatura de Saint-Exupéry o del propio autor.

El 30 de diciembre de 1935 el avión con el que Saint-Exupéry pretendía hacer el trayecto París-Saigón en tiempo récord se estrelló en el desierto de Libia. El escritor y su mecánico, Prévot, se encontraron vivos de milagro, con un avión destrozado, desorientados y casi sin agua ni comida. Tras unos días de espera, emprendieron la marcha en busca de ayuda. En la arena dejaron un mensaje: "Partimos en dirección Noroeste. S.O.S." A la cuarta noche y a 1.600 kilómetros de cualquier población encontraron al beduino que fue su salvación. Una vez llegado a El Cairo, Saint-Exupéry comenzó a escribir el manuscrito que hoy se expone en París.

Además del manuscrito, el lote está compuesto por tres ejemplares de las novelas 'Correo del Sur', 'Tierra de hombres' y 'Piloto de guerra' (todas dedicadas por el autor), un seguro firmado antes del vuelo y algunas caricaturas que realizó en Montreal. La muestra también incluye otros objetos que no están a la venta, como unos guantes, una cazadora de piloto o un brazalete con su nombre. Esta joya fue fundamental para localizar los restos del avión en que viajaba Saint-Exupéry cuando fue presuntamente abatido por un piloto alemán en 1944. El brazalete fue encontrado en 1998 por un pescador en Marsella, cerca de la zona en que se perdió la pista del avión.

Los beneficios de la subasta se destinarán a la creación de la 'Fundación Antoine de Saint-Exupéry pour la jeunesse' que busca fomentar proyectos para jóvenes de todo el mundo que se encuentren en situación de dificultad.

Vía | Yahoo! Noticias

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio