Compartir
Publicidad
'Los raros': el canon de Rubén Darío
Ensayo

'Los raros': el canon de Rubén Darío

Publicidad
Publicidad

Estamos de suerte: de nuevo tenemos una edición en papel de uno de los textos en prosa más interesantes del poeta Rubén Darío. Wunderkammer edita 'Los raros', una selección de perfiles de artistas amados por el vate nicaragüense.

WunderKammer está haciendo una excelente labor de recuperación de textos curiosos y raros del XIX y sus postrimetrías. Hace unos meses os hablamos del interesantísimo 'Lo que dicen las mesas parlantes', una selección de los textos que dan cuenta de la experiencia espiritista del gran Victor Hugo en su exilio de Jersey. Y ya tenemos en las librerías el 'Diario íntimo' de Pierre Loti, escritor e infatigable viajero, del que os hablaremos próximamente. Pero hoy queremos hablar de un libro que era actualmente difícil de encontrar. Servidor tenía una edición parcial de hace unos años y una de la época, concretamente de 1918, pero WunderKammer ha tenido a bien reeditar este 'Los raros' de Rubén Darío, una colección de perfiles cuyo patrón el propio autor retomaría en otras obras como 'Opiniones' (1906), 'Letras' (1911) o 'Cabezas' (1916), con personalidades relaventes como políticos o escritores.

Darío realiza en 'Los raros' una selección de heterodoxos geniales, basándose en el formato que Paul Verlaine usara en 'Poetas malditos', publicada en 1884 y ampliada en 1888, el año del 'Azul...' de Rubén. Los seleccionados por el francés eran Tristan Corbière, Arthur Rimbaud, Stéphane Mallarmé, Marceline Desbordes-Valmore, Auguste Villiers de L'Isle-Adam. De estos, tan sólo repite Villiers de L'Isle-Adam y el propio Verlaine. Darío añade otros nombres como Leconte de Lisle, Poe, León Bloy, Jean Richepin, Lautréamont, Ibsen, José Martí o Eugenio de Castro, entre muchos otros, aunque hay que decir que la gran parte de esos nombres, salvo citados, han quedado hoy olvidados completamente.

Por eso, de entre todos los nombres incluidos me gustaría referirme a tres en particular, que Darío selecciona no sólo por su importancia, sino también por la identificación que siente por ellos. El primero de ellos, Edgar Allan Poe, divino y satúrnico, borracho pero clarividente, es uno de sus referentes. Los pocos cuentos de terror que Rubén escribió están directamente inspirados en él y es posiblemente el primero, o al menos, uno de los primeros, en reivindicarle en la esfera hispana. Recordemos que Poe había llegado a Europa de la mano de Baudelaire, a quien también admiraba Rubén. Posiblemente Darío se ve representado en esa fatigosa lucha que Poe llevó contra el alcohol, porque él la sabe también suya. Pero, al contrario que él (o que Bloy o Verlaine), Poe no era creyente, una pulsión que reconoce en el Príncipe de la Poesía parisino y que le acompañaría a él en sus últimos años.

Del conde de Lautréamont, el autor de los 'Cantos de Maldoror', Darío también es uno de los primeros en defender su obra en español (cuando el nicaragüense escribe, ni siquiera se conocía su auténtico nombre, Isidore Ducasse), pero alerta de la profunda oscuridad que alberga en su interior. De otro francés, León Bloy, Darío admira su capacidad de disidencia, de luchar contra viento y marea, y de ser libre para opinar vehementemente (esto es, hasta el insulto).

Publicado por primera vez en 1896 y ampliado en 1905, 'Los raros' representa una de las obras clave del vate nicaragüense, un texto que expresó gran parte de lo que serían las estéticas simbolistas hispánicas. Es un libro que revela una profunda cultura, la riqueza y la extensión de las lecturas de Darío; una colección de ensayos que se disfruta por el extraodinario despliegue lingüístico del autor. Los perfiles de Darío son muy breves, pero permiten conocer un poco mejor, no sólo a esos escritores, sino también al propio Rubén. A este propósito, algún crítico ha destacado el carácter impresionista de estos retratos y cómo, borrados los elementos más objetivos, Darío se esfuerza por mezclar la personalidad literaria de sus invitados con la suya propia.

Los raros ruben dario

'Los raros' es una celebración de lo anormal. Para el poeta, "los raros no son presentados como modelos", pero sí que como genios, y por tanto, como los que "crean y ahondan más en lo divino y misterioso", se encuentran en el punto de mira del Darío artista. Se trata de una obra imprescindible para entender una época y a un autor. Wunderkammer realiza, como siempre, un trabajo exquisito de edición e incluye también el prólogo que Pere Gimferrer realizó en 1985 para el libro.

'Los raros'
Rubén Darío
Wunderkammer, 2016.
Rústica con solapas. 212 pgs. 24,50€
ISBN: 978-84-945879-1-7
Cómpralo en Amazon aquí

Más información | Ficha en Wunderkammer
En Papel en Blanco | En el centenario de la muerte de Rubén Darío

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio