Compartir
Publicidad

Distopías de fin de siglo (I): 'El eterno Adán', el legado crepuscular de Julio Verne

Distopías de fin de siglo (I): 'El eterno Adán', el legado crepuscular de  Julio Verne
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La literatura distópica y los escenarios postapocalípticos están más de moda que nunca. El pulso del superviviente siempre ha sido un tema que ha atraído a escritores y lectores. Pero lo cierto es que estas temáticas tan aparentemente contemporáneas, que parece que resurgen en una época de pesimismo y desesperanza, tanto a nivel político como ecológico, no son exclusivas de nuestro tiempo.

En esta pequeña serie de posts prentendo hacer un pequeñísimo repaso a algunas obras que sitúan su acción en un marco distópico o apocalíptico y que fueron escritas en los albores del siglo XX, cuando las preocupaciones de los autores eran otras pero los resultados fueron muy parecidos a lo ahora podemos leer. Obviamente, esta selección es muy personal y no pretende ser exhaustiva sino simplemente orientativa. El primero de nuestros ejemplos será 'El eterno Adán', del maestro de la ficción científica Julio Verne.

En 1910 veía la luz una de las últimas obras de Julio Verne, 'El eterno Adán', dentro de la antología 'Hoy y mañana', que recogía narraciones breves escritas a lo largo de la vida del autor. Una obra, que, en todo caso, se nos antoja muy alejada del tono habitual del pionero de la ciencia-ficción. La obra de Verne, por lo general, ha sido vista bajo el prisma positivista, con unos libros que a menudo dejan traslucir un mensaje de optimismo utópico, que considera el dominio de la Naturaleza mediante la ciencia y los avances tecnológicos como un vehículo que conducirá al hombre a un estado de felicidad perenne. No hemos de olvidar que Verne vive en un momento de extraordinarios avances técnicos: son los años de los descubrimientos de Edison, de Marie Curie, de Graham Bell; del capitalismo en expansión y del cambio de paradigma científico con la llegada de Darwin o Mendel.

Pero el final de la vida de Verne está marcado por un profundo desconsuelo personal y literario. Ese pesimismo es lo que marca la obra de 'El eterno Adán' y le otorga un carácter crepuscular y reflexivo.

En la obra, el protagonista, un sabio de una avanzada sociedad futurística, en medio de sus investigaciones por dar con el origen de la raza humana, da por casualidad con unos papeles que documentan que, mucho antes de su civilización, hubo otra que gozaba de su tecnología, si no la superaba. Se trata de un cuaderno en el que un grupo de profesores radicados en México son testigos de una hecatombe que borra del mapa todos los continentes que nosotros conocemos y levanta una sola placa terrestre en la que se ven obligados a sobrevivir. Poco a poco, con el paso de las generaciones, van olvidando todos los conocimientos que la Humanidad les ha legado hasta retroceder prácticamente a una época salvaje. Sólo las páginas escritas por uno de sus fundadores serán el testimonio de su pasado. Las revelaciones de este cuaderno llenan de dudas al protagonista: ¿está el hombre destinado a repetir su historia una y otra vez? ¿Sirven el progreso y los avances de la ciencia para llevarnos a un estadio superior o simplemente estamos condenados a ser 'El eterno Adán'?

Así, en el ocaso de su vida, encontramos a un Verne que ha perdido esa fe en el desarrollo sin límites de nuestra civilización. La muerte de su madre, las malas relaciones con su hijo y sus problemas personales le llevan hacia un territorio más sombrío en sus obras. Verne muere en 1905 y hasta cinco años más tarde no ve la luz esta obra: al parecer, la redacción última de esta novela corta corrió a cargo de Michel Verne, el hijo del escritor, que partió del manuscrito original de su padre. Al ser una obra poco conocida de este autor, las ediciones son escasas. Existe una de Ediciones Obelisco de 1987, y más recientemente una de Arena Libros de 2003.

En la próxima entrega, conoceremos a la asombrosa raza de los Vril-ya de Edward Bulwer-Lytton.

Más información | Ficha en Arena Libros En Papel en Blanco | 'El castillo de los Cárpatos', el Jules Verne más terrorífico

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio