Compartir
Publicidad

Se publica la novela póstuma de Arthur C. Clarke

Se publica la novela póstuma de Arthur C. Clarke
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El que fue una de los máximos exponentes de la ciencia ficción mundial, Arthur C. Clarke, autor, entre otras, de 2001: Odisea en el espacio o El fin de la infancia, nos deja como último legado El último teorema, que llegó a las librerías de EEUU este martes.

El último teorema fue inicado por Arthur C. Clarke en 2002, en Sri Lanka, donde residía el autor, pero sus problemas de salud se agravaron y tuvo que acabar compartiendo la redacción de la novela con otro clásico de la ciencia ficción: Frederick Pohl, otro anciano como él, pues Pohl sólo es unos meses menor que Clarke. Gregory Benford se llevó un chasco, ya que eran insistentes los rumores de que él podría acabar siendo el coautor, pero fue Pohl el que al fin pudo empezar a trabajar en aquellas 100 páginas ya escritas (50 de ellas listas para publicar, el resto sólo eran ideas, a veces una o dos líneas de texto nada más). Cuenta Pohl a la agencia Associated Press desde su casa en Palatine (Illinois):

Empecé por preguntarle cosas sobre el libro y me contestaba por correo electrónico que no recordaba nada. Sencillamente había desaparecido de su cabeza

Finalmente, Clarke, ya enfermo, se descolgó del proyecto y cedió totalmente la batuta a Pohl. Luchó contra los efectos posteriores a la polio durante décadas, pero esto no impidió que acabara postrado en una cama debido a que se le rompieron los huesos lumbares. A esto se unió la falta de memoria que comenzó a padecer en sus últimos años. En marzo de este año, Clarke murió a los 90 años de edad. Pero Pohl continuó trabajando en los últimos detalles de la obra que aquél había empezado, pese a que Pohl también tenía serios problemas de salud: desde hacía tiempo, sufría complicaciones musculares en sus manos y pies que le impidían mecanografiar bien. La mayor parte de las notas las escribía con bolígrafo en un cuaderno. Era Betty, su mujer, quien le ayudaba a mecanografiar, pese a la mala letra de Pohl.

El último teorema es un relato futurista sobre un científico que descubre la prueba de un antiguo puzle matemático, el último teorema de Fermat, y una conjura de alienígenas para invadir la Tierra. Y gracias a esta colaboración entre dos de los grandes del género en las postrimerías de sus vidas, leeremos (como nos tiene acostumbrados Clarke, que se adelantó a muchos inventos) sobre un ascensor espacial o un arma llamada "Trueno Silencioso" que neutraliza la actividad electrónica y desarma a países enteros. Una novela histórica escrita al alimón por dos autores que recibieron el premio de gran maestro de la asociación Escritores de Ciencia Ficción y Fantasía de Estados Unidos.

Via | El periódico En Papel en blanco | Todas las noticias de Arthur C. Clarke

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio