Compartir
Publicidad

'Los diarios de Carrie', la vida antes de 'Sexo en Nueva York'

'Los diarios de Carrie', la vida antes de 'Sexo en Nueva York'
Guardar
10 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Es una gran temporada para muchas. Seguidoras de la serie Sexo en Nueva York (y también seguidores, que sé que los hay), ya tenéis un motivo para ser un poquito más felices. Y es que no sólo se acaba de estrenar la segunda película, sino que además acaba de publicarse en nuestro país Los diarios de Carrie, donde Candace Bushnell nos lleva a la adolescencia de su personaje más emblemático. Lo edita Montena y su precio es 16’95 euros.

Para quién no haya oído hablar en su vida de ‘Sexo en Nueva York’ (que todo puede pasar) comentaros que nació como una columna periodística, pero pronto fue adaptado para la televisión, convirtiéndose en un éxito fulminante. Nos cuenta la vida, amores, desamores, y sobre todo, mucho sexo, de cuatro amigas de Manhattan. Su protagonista, Carrie Bradshaw, es una exitosa columnista de un periódico donde cuenta las aventuras y desventura que sufren ella y sus amigas. Y en ‘Los diarios de Carrie’ Bushnell da un paso más allá, relatando la adolescencia de su protagonista, para que las lectoras, ávidas de todo aquello que rodee a su Carrie, queden contentas. Y es que, aunque el libro esté catalogado como juvenil, me da a mí que sus lectoras van a ser algo más mayorcitas…

Portada de Los diarios de Carrie

‘Los diarios de Carrie’ se propone bucear en la adolescencia de Carrie y llevarnos al comienzo de todo: cómo conoció a sus inseparables amigas, quién era antes de llegar a Nueva York, qué la llevo a hablar sin tapujos sobre sexo y pareja… Un viaje al pasado, en toda regla. Y es que el éxito de la serie da para mucho. Con su particular mezcla de humor, amor, sexo y moda, ahí tiene a la mitad de la población enganchada y pidiendo más.

Ya se está hablando incluso de una adaptación al cine de ‘Los diarios de Carrie’, movida por el imparable éxito de sus anteriores adaptaciones. Y es que Candace Bushnell sabe de lo que habla: en los años 70 era una conocida socialité (en España sería simplemente una fiestera, pero esa es otra cuestión) que iba de sarao en sarao. Encontró un trabajo como columnista en el New York Observer y pronto le pidieron que escribiera sobre sus propias aventuras y las de sus amigas, en lo que ellas llamaban el sexo y la ciudad. Y así nació todo, niños y niñas.

Tengo que reconocer que no he visto la serie completa, tan sólo capítulos sueltos y me parecieron muy divertidos. Situaciones hilarantes, mucha ropita mona y muchas neuras. Lo ideal para una tarde sofalera, vamos. No dudo ni un momento que este libro vaya a ser un éxito de ventas, aunque lo que me tiene más intrigada es si realmente está enfocado al público juvenil como anuncian. Miedo me da…

Más información | Ficha en Montena

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio