Compartir
Publicidad

'El dinero de Milady' de Wilkie Collins

'El dinero de Milady' de Wilkie Collins
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Ya os he comentado lo muchísimo que me gustan los escritores victorianos, y entre ellos ocupa un lugar preferente Wilkie Collins. Diciembre es un mes muy complicado para mí por el tema laboral, y la verdad es que mi ritmo de lectura desciende bastante en este mes. Sin embargo, el otro día, cuando llegué cansadísima de trabajar, lo único que me apetecía era relajarme con un buen libro y una infusión calentita. No puedo decir que eligiera El dinero de Milady directamente, pero sí es verdad que me costó muy poco decidirme una vez que lo vi en la estantería.

'El dinero de Milady' nos lleva hasta la Inglaterra victoriana, concretamente, hasta la casa de Lady Lydiard, que debe desprenderse de una fuerte suma de dinero para arreglar ciertos asuntillos. Con ella viven Isabel Miller, hija adoptiva de la dama; Robert Moody, el administrador, y Tommie, un perro un poquito insufrible. Ocupados precisamente con una dolencia del animalito, el dinero desaparecerá, y todas las sospechas recaen sobre la dulce Isabel, quien se verá obligada a abandonar la casa de su benefactora. Comienza así una novela cargada de intriga, humor y, por supuesto, amor.

Así, el Sr. Troy, el abogado de Milady, se ocupará del caso, poniendo su fe en la policía; mientras que Robert Moody depositará su confianza en el Viejo Sharon, un investigador privado de los bajos fondos que promete dar con el ladrón. Mientras tanto, Isabel irá a vivir con su tía, mientras se debate entre el cariño que siente por Moody y la atracción que despierta en ella Alfred Hardyman, un lord obsesionado por los caballos. Como podéis ver, no falta de nada en esta novela, y es que Wilkie Collins sabe muy bien cómo entretenerte y que se te pasen las horas volando...

Personajes descritos con breves pinceladas y que se hacen creíbles en cada página, misterio, humor, amor... Todo esto y más es lo que podemos leer en esta novela. Amor contra pasión, conformismo frente a veracidad, un fuerte sentimiento clasista que retrata fielmente una época y una sociedad a la que nosotros sólo podemos acceder a través de estas novelas. 'El dinero de Milady' es de esas novelas encantadoras que de vez en cuando da tanto gusto leer.

A mí me pasa, al menos. Los escritores victorianos, y Wilkie Collins muy especialmente, me alegran el corazón. Me encanta reencontrarme con este tipo de literatura, con unos personajes definidos en un espacio y un tiempo muy concreto. Llamadme fácil, si queréis, pero este tipo de libros consiguen que por un par de horas me olvide de un día infernal, y os aseguro que no puedo decir lo mismo de todos los libros que leo...

De Wilkie Collins ya hemos hablado otras veces aquí, pero yo no dejo de maravillarme de lo amplio de su producción. Sus libros siempre mezclan intriga con amor y humor, sus personajes siempre están ahí, de carne y hueso y, para que nos vamos a engañar, sus novelas suelen terminar bien. Nacido en 1824, el que fuera cuñado de Charles Dickens y asiduo colaborador suyo, escribió veintisiete novelas, más de cincuenta relatos y un centenar de escritos de no ficción sobre temas muy diversos. Murió en 1889, siendo recordado especialmente por sus novelas La dama de blanco y La piedra lunar.

Reconozco que esta edición que yo tengo no es la mejor, pero creo que es la única disponible de este título en castellano. La traducción es algo desigual y tiene algunos errores de tipografía, pero por seis euros que cuesta, tampoco vamos a enfadarnos. Por tan económico precio he disfrutado de dos noches seguidas de lectura entretenidísima, por lo que el precio me parece baratísimo. Po supuesto, es una edición de bolsillo, que por ese dinero tampoco se puede pedir lujos...

Supongo que os ha quedado clarísimo lo mucho que me ha gustado esta novela y lo mucho que me ha gustado Wilkie Collins. Y es que cada vez lo tengo más claro, por muchas novelas que lea, por muchos libros que me tienten, lo muchísimo que disfruto con una novela victoriana es impagable. Lo siento mucho, yo soy así. Ahora odiadme, si queréis, pero mis ratitos leyendo a Wilkie Collins, con mi taza de té y mi estufa no los cambio yo por nada....

En medio de un sonido de pequeños objetos que se derrumbaban en el vestíbulo y un correteo de furiosas uñas a través del cortinaje anunciaban que Tommie había invadido la casa. Según apareció la sirvienta anunciando a Lady Lydiard, el perro irrumpió a la carrera. Dio un frenético salto hacia Isabel, que ciertamente se hubiera derrumbado de no haber sido por el respaldo de la butaca. Recibida en su regazo, la fiel criatura medio la sofocó con sus caricias. Ladró y chilló lleno de alegría al verla de nuevo. Saltó del regazo y corrió como loco por la habitación a toda la velocidad de la que era capaz, y cada vez que pasaba junto a la señorita Pink enseñaba toda la dentadura y gruñía a sus tobillos.

Books 4 pocket 222 páginas ISBN: 978-84-92516-26-1 Traducción: Francisco Arellano Selma 6 euros

En Papel en Blanco | 'Señora o señorita', Una novela corta de Wilkie Collins

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio