Compartir
Publicidad

Crónicas Barriales: para escribir con los cinco sentidos

Crónicas Barriales: para escribir con los cinco sentidos
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La crónica es un género literario que, junto con otros como las cartas y las autobiografías, se ha ganado tal título luego de una lucha que aún persiste, que es la de dar rango de "oficial" a esas formas marginales de escritura que siempre han estado presentes al lado de las grandes obras literarias.

Lo más característico de la crónica es que es un retrato escrito (en principio) que muestra la realidad de quien escribe. Tiene, de alguna manera, con respecto a lo autobiográfico, una relación de similitud, en cuanto que se trata del retrato que una persona hace de la realidad que vive, desde el punto de vista desde el que la vive. Todos tenemos, entonces, una historia que contar y esa historia es, de alguna manera única. Quizás eso es lo que la convierte en un género tan difícil de caracterizar.

La crónica como género está conectada, por otro lado, a la historia, que ha hecho de ella una de sus principales fuentes de información, como es el caso de los relatos que hicieron los primeros colonos europeos de su venida a América, por ejemplo. Sin embargo, la crónica también resultaría una suerte de puente entre las historias mínimas y la gran historia oficial, canónica, lo cual la conecta con el periodismo.

Conscientes de la utilidad de la crónica como herramienta para conocer las realidades de las poblaciones más deprivadas de los barrios bogotanos, y de su beneficio para incentivar el gusto por la lectura, la escritura y el periodismo ciudadano, surge el proyecto de Crónicas Barriales, cuyo proyecto piloto se empieza a implementar en la capital colombiana:

Este proyecto encaja en la política pública de Lectura y Escritura del gobierno distrital para fomentar la escritura creativa en espacios no convencionales y responde también a la misión de las entidades participantes que cumplen una función social y buscan proyectarse a las comunidades más necesitadas y en particular a los jóvenes que tengan interés por el periodismo escrito.

Responde a una iniciativa de la Biblioteca Luis Ángel Arango del Banco de la República, la Secretaría Distrital de Cultura, Turismo y Deporte de Bogotá,la Pontificia Universidad Javeriana y el Archivo de Bogotá. Se abrió una convocatoria para que los jóvenes que quieran participar en los talleres envíen escritos de 600 palabras sobre el barrio en el que viven. Los seleccionados participarán en una serie de talleres en los cuales se les enseñarán las técnicas básicas de escritura de crónicas.

Con los talleres también se quiere contribuir a la promoción de la lectura y de la escritura a partir de la exploración de las historias del barrio y de la propia experiencia. Se orientará a los participantes para que reconstruyan viejas historias de su barrio que hacen parte de la memoria colectiva y narren historias actuales sobre lugares, costumbres, estilos de vida, celebraciones, personajes curiosos. Todos aquellos temas alusivos a la identidad cultural y a la memoria histórica.

Los relatos resultantes formarán parte del archivo histórico Crónicas de la Ciudad y los mejores serán publicados en la página web del evento y, luego, en una publicación recopilatoria de crónicas. Recibirán los manuscritos hasta el día 12 de marzo. Para que el público general también participe, se organizarán una serie de charlas, la primera de las cuales será con la escritora mexicana Elena Poniatowska, autora del libro Hasta no verte, Jesús mío, considerado uno de los ejemplos fundamentales de la crónica en América Latina.

Vía | Víctor Solano Página Oficial | Talleres Crónicas Barriales

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio