Compartir
Publicidad

Premio 'Hooker' a la literatura prostibularia

Premio 'Hooker' a la literatura prostibularia
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

Aprovechar un escándalo sexual político para vender más libros no es en rigor algo que apoyemos, pero hay que reconocer que algunas ideas promocionales son muy ingeniosas. Al rebufo de la historia de la dimisión del gobernador de Nueva York tras admitir ser cliente de una red de prostitución de lujo, la editorial AbeBooks ha decidido crear el premio 'Hooker': como el 'Booker', pero seleccionando las mejores obras de literatura prostibularia.

'Hooker', que viene a significar lo que nuestro castizo 'Pilingui', recoge todas las acepciones de un 'género maldito' que existe en realidad desde hace mucho tiempo y sin el que no se podría concebir a autores desde Catulo a Sade o Baudelaire. No en vano trata de "la profesión más antigua del mundo". Se trata de historias del mundo de los prostíbulos, los burdeles, los lupanares, las casas de citas, los pubs de carretera, las madames, las señoritas, los proxenetas, la sección de contactos, las acompañantes, las mercenarias del amor, las chicas por horas, las comerciantes de la carne, la vida alegre, la moral distraída, las cenicientas del asfalto, las maría magdalenas...

Todo, evidentemente, en su versión más lúdica, historias de erotismo y glamour, a ser posible con un puntillo de morbo. El ejemplar que da nombre al premio es The Happy Hooker (algo así como "La pilingui feliz') de Xaviera Hollander, una presunta autobiografía de una exitosa madame del Nueva York de los setenta. Otra opción es Mayflower Madam, en la que la descendiente de una exclusiva familia de Filadelfia relata sus memorias al frente de un servicio de acompañantes de lujo.

También hay un hueco para la historia, con libros que tratan de la importancia de los burdeles para la colonización del salvaje oeste americano o incluso una historia mundial de la prostitución. Del tráfico de mujeres que cada año esclaviza a millones y que no tiene nada que ver con este escaparate de vino y rosas, el Premio Hooker no parece tener mucho que ofrecer. Al fin y al cabo, se trata de satisfacer las fantasías del cliente.

Sitio Oficial | The Hooker Prize

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio