Compartir
Publicidad

'Al este de Occidente' de Miroslav Penkov

'Al este de Occidente' de Miroslav Penkov
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace unos cuantos meses ya os advertía que Al este de Occidente era uno de los libros que tenía en el punto de mira. Y ya hoy, después de haberlo leído, puedo decir sin exagerar que el libro de relatos de Miroslav Penkov es de lo mejor que he leído este año, y no soy más categórico por la posibilidad de que mi memoria me juegue alguna mala pasada, porque podría ser el mejor. Y es que los ocho relatos que lo componen no pueden ser más buenos, buenos de verdad.

Y es que Penkov logra hacer un retrato impresionante y muy emotivo de su Bulgaria natal, lo que teniendo en cuenta que vive en Estados Unidos desde los dieciocho años, lo hace todavía más meritorio. Los personajes que desfilan ante nuestros ojos por estas páginas nos ponen la piel de gallina recordando un pasado demasiado reciente de un país que ha sufrido muchísimo. Destilan todos los relatos una gran tristeza, de la que se te cuela en tu estado de ánimo sin que apenas te des cuenta, incluso ésta puede sorprenderte mientras lees algunos de los cuentos con una sonrisa en la cara. Y por si esto fuera poco, ademas Miroslav lo hace con una prosa que te sumerge rápidamente en cada una de las historias que nos cuenta.

Muchas veces me ocurre lo mismo, pero en este caso se me hace especialmente difícil quedarme con uno solo de estos ocho increíbles relatos de 'Al este de Occidente', pero siempre se puede intentar, y si tengo que elegir necesariamente uno de ellos, quizás elegiría (después de una dura deliberación conmigo mismo) el que abre el libro, titulado Makedonija y que impresiona desde sus primeras frases. Unas frases que nos sumergen en la rutinaria y aburrida vida de un matrimonio anciano que se encuentra en una residencia. Pero esto no es todo, ya que el hombre descubrirá unas cartas pertenecientes a su mujer que pueden cambiar su visión de ella. Todo esto se complica aún más si añadimos que Nora, que así se llama ella, no habla después de haber sufrido un derrame cerebral. No digo más, pero el final me parece sencillamente precioso.

Tampoco se queda atrás por ejemplo, Comprar a Lenin, quizás el relato más conocido de Penkov y que sin duda es igualmente brillante. Para que os hagáis una idea nos cuenta la historia de un chico que marcha a Estados Unidos para estudiar, algo que su abuelo extremadamente comunista no ve con muy buenos ojos. El relato empieza con un tono prácticamente humorístico para ir tornándose en algo mucho más gris, algo que no ocurre sólo en este caso. Al este de Occidente, que da título al libro, es otra buena muestra de la calidad que se encuentra en estas páginas, con una dura visión de las diferencias que existían entre vivir a un lado u otro del río, es decir, en el lado búlgaro o en el serbio. Además, todo esto se cuenta como parte de una bonita y difícil historia de amor.

Como os decía, es complicado elegir algunos, porque también merecen ser nombrados otros como La carta, donde una chica con afición por robarle a los británicos, esconde la triste historia de su hermana Magda y de toda su familia. En Una foto con Yuki asistimos a un terrible accidente con funestas e imprevisibles consecuencias. En definitiva, una colección de relatos donde los personajes deambulan entre un pasado terrible y un futuro que no parece mucho más esperanzador, donde se limitan a ir hacia delante por el único recoveco que encuentran en el camino de sus vidas.

Llegados a este punto, y para que no penséis que estoy exagerando demasiado en mis alabanzas hacia este libro, os comento que Devshirmeh, relato que cierra 'Al este de Occidente', quizás es el que menos me ha llamado la atención, y no es que desmerezca al resto ni nada parecido, y sigue mostrando las señas de identidad de Penkov, pero no te atrapa tanto como el resto. Por cierto, algo que me ha resultado muy curioso es la contraportada del libro, ya que creo que no refleja para nada lo que encierran estas páginas, y es más, ni siquiera acierta con exactitud en la trama de los relatos, algo que a mí me parece realmente increíble. Es como si quien se haya encargado de la misma no hubiese ni leído los cuentos, pero en fin, quede esto como curiosidad.

En definitiva, un libro altamante recomendable para los que somos amantes de la literatura con mayúsculas, un auténtico placer y una pluma que dará mucho que hablar visto lo visto. Eso sí, os recomiendo que si estáis atravesando por un momento bajo de ánimos, dejéis 'Al este de Occidente' en la estantería para una ocasión mejor, porque un poquito tocado sí que dejan sus historias. En cualquier caso, y como os decía, seguro que lo veréis a final de año en mi lista de lo mejor que he leído en este 2012. ¡Genial Penkov!

Cuando mi abuelo se enteró de que me iba a estudiar a Estados Unidos, me escribió una nota de despedida. "Cerdo capitalista - decía la nota -, buen viaje. Con amor, tu abuelo." Estaba escrita en una arrugada papeleta roja de las elecciones de 1991, que era una pieza esencial de la colección de papeletas comunistas de mi abuelo y llevaba las firmas de todos los habitantes del pueblo de Leningrado. Me emocionó ser objeto de ese honor y escribí a mi abuelo la siguiente respuesta: "Pardillo comunista, gracias por tu carta. Me voy mañana, y cuando llegué intentaré casarme con una estadounidense lo antes posible. Tendré muchos hijos estadounidenses. Con amor, tu nieto." Extracto de 'Comprar a Lenin'

Seix Barral Colección: Biblioteca Formentor 288 páginas ISBN: 978-84-322-0965-9 Traducción: Daniel Rodríguez Gascón 18,50 euros

Más información | Ficha en Seix Barral En Papel en Blanco | Miroslav Penkov nos sitúa 'Al este de Occidente'

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio