Compartir
Publicidad

[Un relato a la semana] 'Dos palabras' de Isabel Allende

[Un relato a la semana] 'Dos palabras' de Isabel Allende
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Esta semana viajamos al universo literario de Isabel Allende para leer uno de los relatos pertenecientes a los Cuentos de Eva Luna. En esta serie la autora retoma los personajes de su novela Eva Luna y los desarrolla, creando unos cuentos en los que se desenvuelve mediante un discurrir literario fluido y ameno, a mi juicio mucho más placentero que el de su narrativa extensa.

Las historias que Isabel Allende nos presenta en estos Cuentos aparecen impregnadas de un realismo mágico que encuentra en la breve extensión de los relatos el medio idóneo para cautivar al lector.

'Dos palabras' es el primer cuento que Eva Luna, como Sherezade voluntaria, cuenta a su amado en la cama. La historia está protagonizada por Belisa Crepusculario, una mujer que, tras descubrir la escritura por casualidad, sabe del poder mágico de las palabras y vive gracias a esa magia, que crea incluso su propio nombre, convirtiéndola a ella también en un ser mítico, mágico.

Tras una dura y pobre infancia, nacida en el seno de una "familia tan mísera, que ni siquiera poseía nombres para llamar a sus hijos", envuelta en una naturaleza inhóspita que no perdona a los más débiles, decide emprender una huida en busca de un mundo mejor.

Y hallará su salvación, el lenguaje. A partir del gran descubrimiento que le supone que las palabras no tengan dueño y que "cualquiera con un poco de maña puede apoderárselas para comerciar con ellas", Belisa se gana la vida vendiendo palabras, versos, canciones, cartas de amor, cuentos, discursos... y palabras secretas para conseguir los deseos más profundos del ser humano.

Deseos que persiguen los más diversos objetivos, desde ahuyentar la melancolía o enamorar al ser amado a otros más oscuros que sólo se entienden en el contexto de una guerra civil que ha maltratado a los personajes, que ha maltratado a la historia, un trasfondo habitual en la narrativa de Allende.

De este modo, Belisa Crepusculario se convierte en figura determinante, no sólo en las vidas sencillas de los pueblos sino en la historia de un país al entrar en la vida del Coronel, el protagonista masculino, líder del ejército, que requiere sus servicios, encontrando mucho más. El hechizo de las dos palabras de Belisa hace que el Coronel las dijera

cuando lo ablandaba la nostalgia, las murmuraba dormido, las llevaba consigo sobre su caballo, las pensaba antes de pronunciar su célebre discurso y se sorprendía saboreándolas en sus descuidos.

Frente a la violencia, a las miserias, a la corrupción y frente a todos los otros poderes mundanos, Belisa es un personaje que sustenta el poder, no sólo ya de las palabras, sino del amor como fuerza redentora del ser humano.

Aunque yo, en el caso de este cuento, me quedo con el poder de las palabras que me hacen viajar al mundo mítico de Belisa y el Coronel, y, como en las historias que nos dejan con ganas de más, imaginando una continuación para sus vidas.

El relato | Dos palabras En Papel en Blanco | Un relato a la semana

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio