Compartir
Publicidad
'Hojas de dedalera' de Victoria Álvarez
Reseñas

'Hojas de dedalera' de Victoria Álvarez

Publicidad
Publicidad

Victoria Álvarez es una de esas autoras que me ha recomendado mucha gente y durante mucho tiempo. Si os soy sincera, no sé muy bien la razón por la que no he hecho caso a mis amigos antes, pero el caso es que hasta hace unos días no he leído Hojas de dedalera. Y claro, ahora entiendo porqué todo el mundo estaba tan loco con esta chica, porque es difícil que sus historias te dejen indiferente. Ahora es cuando mis amigos me dicen 'Te lo dije' y no, no tengo ninguna excusa.

Estamos en Londres, a finales del siglo XIX. Annabel Lovelace no está teniendo la mejor de las infancias: hija de una prostituta, vive con su violento tío en el cementerio de Highgate, donde él trabaja como guarda. El amor de su tía no es suficiente, por mucho que ella lo intente, y una extraña enfermedad coronaria hace que la criatura esté al borde de la muerte. Por si esto fuera poco, Annabel tiene un don muy particular: puede ver a los muertos.

Viviendo donde vive, el don será muy celebrado por los fantasmas de Highgate, convirtiéndose en poco tiempo en una medium reputada. Años más tarde, Annabel está plenamente establecida como una de las mediums más poderosas de Londres, llegando a ser incluso confidente de la reina Victoria, pero los secretos del pasado vuelven para atormentarla. Cuando conozca a un atractivo fantasma descubrirá que hay secretos del pasado que no pueden permanecer ocultos para siempre.

'Hojas de dedalera' se mueve entre la intriga y el romance, aunque es cierto que gana el segundo género por goleada. Misteriosos asesinatos en el Londres victoriano, contactos con el más allá, mansiones en el campo que esconden terribles secretos familiares... Está claro que esta novela lo tenía todo para engancharme y la he leído en apenas un par de tardes, para que os hagáis una idea.

Es verdad que esperaba encontrarme una novela con más intriga y fantasmas que amor, y en ese aspecto me ha sorprendido bastante, pero 'Hojas de dedalera' tiene el suficiente misterio como para enganchar a cualquier lector que vaya buscando una historia original, un viaje al Londres victoriano más fantasmal de la mano de una protagonista encantadora.

Victoria Álvarez nació en Salamanca, donde estudió Historia del Arte y donde realizó su tesis sobre literatura artística del siglo XIX. La literatura es una tradición familiar que comparte con su abuelo, poeta, y con su padre, escritor de novela histórica, así que no nos debe extrañar que desde los nueve años ya tuviera claro que quería ser escritora. 'Hojas de dedalera' fue su primera novela, con la que conquistó a los lectores y a la crítica, pero después ha publicado Las eternas y su trilogía Dreaming Spires, en las que vuelve a mezclar romance histórico con un toque paranormal.

La verdad es que no está nada mal empezar el año leyendo cosas como este libro, porque ya os digo que a mí el espiritismo victoriano y el amor fantasmal son cosas que me van a llamar la atención lo pongan como lo pongan. Un amigo me regaló el año pasado la trilogía Dreaming Spires (sí, completa), así que no voy a tardar mucho en ponerme con ella. Queridos amigos, teníais razón: Victoria Álvarez es una de esas autoras a las que hay que tener en cuenta.

Highgate había sido su escuela, y sus lápidas, sus cuadernos de lectura. Annabel aprendió el abecedario de la mano de su tía, durante los paseos que solían dar por los dos sectores del cementerio mientras Tom se encontraba en compañía de los sepultureros. Más adelante, cuando creció lo bastante como para poder leer por sí misma sus historias favoritas, Heather se las sacaba de la biblioteca pública que inauguraron poco antes en Chester Road, la carretera que rodeaba el extremo este del cementerio. Tenía que hacerlo a escondidas, porque Tom, que ni siquiera sabía que su mujer había pagado la cuota de suscripción con unos cuantos chelines de su sueldo, no veía con buenos ojos que dedicaran su tiempo a leer. Le decía a Annabel que se volvería aún más tonta de lo que ya era si se dedicaba a imitar a su tía. Aunque no quisiera reconocerlo, le daba más miedo tener dos mentes tan activas en casa que ninguno de los ataques de Jack el Destripador.

Editorial Versátil
ISBN: 978-84-92929-49-8
520 páginas
20,90 euros

Más información | Ficha en Versátil

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio