Compartir
Publicidad
'La casa de las cruces' de David Chevalier
Reseñas

'La casa de las cruces' de David Chevalier

Publicidad
Publicidad

Tengo la sensación, no sé muy bien si real o no, de que este año estoy leyendo poco terror. Me gusta leer de todo, ya lo sabéis, pero es verdad que siento predilección por el género, así que en cuanto vi La casa de las cruces de David Chevalier no me pude (ni quise) resistir. Y es que a menudo necesito mi buena dosis de miedo, de escalofríos en la columna vertebral aunque, eso sí, solo en los libros, por favor, que bastante tiene una con los sustos del día a día.

La madre de Robert Carson ha muerto y él vuelve a casa, después de diecisiete años malviviendo a lo largo y ancho del país. Se fue siguiendo a una chica que casi le destroza la vida y aunque siempre le prometió a su madre que volvería ya es demasiado tarde. La relación con su hermana no es la mejor, pero Robert ha hecho propósito de enmienda y está totalmente decidido a llevar una nueva vida en Salmo, el pueblo que lo vio crecer.

Sin embargo, la vuelta a casa no es como él esperaba y su amigo Johnny, ahora sheriff, le cuenta que el resto de la pandilla murió en terribles circunstancias. Tras el shock de la noticia escucha que Johnny tiene su propia teoría sobre el caso: la culpa es de una acampada que hicieron en la llamada Casa de las Cruces, un siniestro lugar a las afueras del pueblo, una casa que se alza alrededor de un campo de cruces y que esconde un secreto aún más terrible de lo que nunca hubieran imaginado.

Chevalier coge el testigo de Stephen King o Joe Hill y juega con los miedos y la nostalgia de los que crecimos en los ochenta. Imagino que ninguno de nosotros hemos crecido en un pueblo del interior de Estados Unidos pero hemos leído tanto y visto tanto que el escenario se nos torna conocido. Un grupo de chicos despreocupados, una acampada en un sitio siniestro, un adulto que no ha terminado de crecer y debe enfrentarse de una vez a todos sus miedos... No, no lo hemos vivido en nuestra piel, pero casi.

David Chevalier nació en 1982 y tiene la suerte de tener una doble nacionalidad, en este caso francoespañola. Es un apasionado del género de terror y no oculta su pasión y admiración por Stephen King, del que podemos ver bastante influencia en su obra. Ha ganado diferentes premios con relatos del género y también tiene publicada, en esta misma editorial, su novela Tide Haven, en la que por supuesto también juega con el terror.

'La casa de las cruces' es una de esas novelas que se disfruta con una sonrisa en la boca, sí, a pesar de ser de terror. Puede parecer una incongruencia pero no lo es, porque es una de esas historias que te hace sentir en casa (una casa terrorífica, eso sí), que te lleva a esas tardes juveniles de películas de terror en casas de amigos y que, además, tiene un giro la más de interesante (y que no os voy a contar, faltaría más). Una lectura para nostálgicos, una historia de terror para disfrutar como jóvenes.

Berenice
Colección: Poe
ISBN: 978-84-16750-10-8
400 páginas
17,95 euros

Más información | Ficha en Almuzara

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio